Para comenzar con tu emprendimiento es totalmente necesario el acompañamiento financiero para que logres ver el fruto de tu inversión. En la mayoría de los casos el dueño del negocio no es un especialista contable, así que buscar ayuda es un fundamental.

Sin embargo, estos consejos te podrán ayudar a conocer todas las posibilidades que tienes para inyectarle capital a tu proyecto y conseguir mayor rentabilidad.

Guía para la solicitud de un crédito para pyme

Pedir un préstamo no solo debe estar asociado a una necesidad, de hecho lo recomendable es que lo solicites para aumentar tus ganancias a través de una estrategia sólida. Por otro lado, si lo solicitas cuando estás en rojo es poco probable que te den lo que necesitas, por tanto, lo mejor es realizar la solicitud con antelación y con una estrategia en tu mejor momento económico.

Esto es lo que debes tomar en cuenta antes de solicitar un crédito

  • Al menos 6 meses antes de solicitar tu crédito prepara tu historial crediticio, es decir, paga a tiempo tus tarjetas de créditos, si tienes un préstamo, no te atrases en las cuotas, entre otros.
  • No solicites un préstamo con el fin de cancelar otro, esta información es muy importante porque el banco lo tomará en cuenta en tu próxima solicitud.
  • Haz un estudio del estado de cuenta de tu pyme, reúnete con un contador especialista que te brinde asesoría sobre tus mejores opciones y la cantidad que podrás pedir y pagar a tiempo.
  • Ten un negocio que cumple la ley: es importante que todo esté en regla y que sepas las normativas que debes de cumplir en relación a impuestos.
  • Procedimientos claros: para el banco debe estar muy claro a qué se dedica tu negocio y de donde provienen los ingresos que declaras.

La importancia de no entrelazar la cuenta personal con la cuenta del negocio

Este es un tema del cual poco se habla, pero es fundamental. Como todo negocio cuando comienza de a poco es común que el dueño maneje en sus cuentas de banco personal los ingresos de la pyme, esto no es recomendable por estas razones:

  • Al tener una emergencia gastarás sin definir si estás tomándolo de tus ingresos personales o del capital del negocio.
  • Será muy complicado contratar a un contador para que lleve tus cuentas y puedas explicar lo que sucede con los ingresos de la misma.
  • Hay mayores posibilidades de que te den un préstamo si la pyme se maneja por una cuenta aparte
  • Mientras vaya creciendo el negocio se te puede salir de las manos el llevar todo en tu cuenta personal
  • Cuando requieres ingresar a un administrador al negocio no podrá hacerlo correctamente.

La recomendación más importante es que seas  muy organizado con las cuentas de tu pyme, así podrás llevar un control desde el día 1 y tendrás pocas posibilidades de quebrar por mal manejo del dinero. Para eso, una recomendación es que cuentes con algún servicio de asesoría tributaria o un servicio de contabilidad de alta reputación, eso te ayudará a mantener todo bajo control.

Ahora bien, cada año realiza auditoria financiera, analiza las metas y los resultados logrados para que tengas cómo probar tu crecimiento y sea palpable todo tu esfuerzo.

× ¿Cómo podemos ayudarte?