Un buen abogado tributario es un especialista en derecho tributario y financiero. Como abogado y especialista conoce sobre asesoría tributaria y maneja cabalmente las leyes de Chile en cuanto a este tema para ofrecer respuestas acertadas y defender a sus clientes ante los órganos de gestión tributaria. De igual manera, puede ayudarlos a cumplir con sus obligaciones, todo de acuerdo a la ley.

También es conocido como abogado fiscalista y puede ejercer en despachos, en los departamentos financieros de cualquier empresa o como consultor tributario. El área tributaria es muy extensa y amplia, por tanto, abarca muchos temas importantes para el curso de la economía de cualquier negocio o empresa. Por esto, siempre es necesaria la consultoría tributaria.

¿Qué hace un abogado tributario?

Los abogados tributarios se encargan se los asuntos referentes a los impuestos como IVA, IRPF, Impuesto de sociedades, entre otros. Además, pueden actuar en la planificación tributaria, en reclamos o procedimientos judiciales que puedan surgir debido a las obligaciones tributarias de individuales o empresas.

La asesoría tributaria también es una actividad que puede realizar un abogado tributario, en fin, existe todo un campo de acción amplio para estos profesionales.

Profesionalización de un abogado tributario

Los abogados tributarios deben estudiar derecho para ejercer la abogacía, este es el primer grado para obtener la especialización en derecho tributario. Sin embargo, hay muchos profesionales que comienzan a ejercer en el área tributaria mucho antes y de esta forma ganan experiencia en el campo.

También, es válido comenzar a trabajar en el sector tributario antes de obtener la certificación. De igual forma, en varias universidades de Chile pueden inscribir los estudios de postgrado para convertirse en un abogado tributario.

Claves para ser un buen abogado tributario

Un buen abogado tributario sabe destacar del resto. Tal vez en línea conseguirás abogados gratis o muy económicos, pero esto no supone su calidad. Los buenos abogados del sector tributario o financiero cuentan con prestigio y sus clientes los recomiendan. Estas son las claves para ser un buen abogado tributario.

  • Capacidad de negociación: un buen abogado tributario tiene la capacidad de negociar, analizar y argumentar. Un fiscalista sabe reconocer que es lo mejor para su cliente y encuentra los caminos para conseguir las soluciones adecuadas sin perjudicar las partes.
  • Un buen administrador: todo va de la mano, el especialista en el sector financiero debe conocer muy bien de administración y cómo beneficiar a su cliente en todo momento.
  • Conocimientos de las disciplinas jurídicas: es muy importante que conozca sobre la legislación, en este caso sobre las leyes tributarias de Chile, los entes tributarios como el SII, su funcionamiento, entre otros.
  • Paciencia para las gestiones: realizar gestiones es lo habitual de un abogado tributario y debe saber canalizar cada situación con mucha paciencia y tolerancia para garantizar los mejores resultados.
  • Mantenerse informado: en el área tributaria todos los días hay cambios, nuevas leyes y normas. Por tanto, debe mantenerse informado con respecto a estos temas para poder trabajar, dar opciones y soluciones para sus clientes.
× ¿Cómo podemos ayudarte?